12º Informe sobre la página web de la Santa Iglesia Palmariana

En este duodécimo informe sobre la página web palmariana, nuevamente queremos dar gracias a Dios y a la Santísima Virgen María de una forma muy especial por el exitoso apostolado de la Santa Iglesia Palmariana. Este último mes de noviembre ha producido grandes sorpresas y una vez más hemos conseguido un aumento importante de visitas a nuestra página web, sobrepasando el 100% sobre el mes anterior. Últimamente Argentina es el país que más visita nuestra página y ahora está en segundo lugar, quitando el puesto a los Estados Unidos que han mantenido por casi un año el segundo lugar. Aunque España tiene muchas más visitas, Argentina está reduciendo diariamente la brecha frente a España. India, este país tan poblado, ya están mostrando un interés significativo en ver nuestras publicaciones con importantes números visitándonos todos los días. Ahora ellos ocupan la posición número 8. También las Filipinas van leyendo nuestros documentos con interés, pasando a tomar el puesto número 13. A los Rusos también les interesa ver nuestras publicaciones, aunque no en números tan significativos, subiendo en el puesto número 26.

Aquí hay una lista de los treinta países principales que más visitan nuestra página web:

1.España11.Reino Unido21.Portugal
2.Argentina12.Polonia22.Austria
3.Estados Unidos13.Filipina23.Côte d’Ivoire
4.Brasil14.Italia24.Suiza
5.México15.Irlanda25.Chile
6.Nigeria16.Canadá26.Russia
7.Alemania17.Kenia27.Uganda
8.India18.Congo – Kinshasa28.Ecuador
9.Francia19.Perú29Austrailia
10.Colombia20.Camerún30.Japón

Concluyendo un año desde que comenzamos a utilizar este medio de información sobre la Santa Iglesia Palmariana al mundo entero, debemos reconocer con gran satisfacción que hemos encontrado almas muy buenas y virtuosas en nuestro camino. Si bien la Iglesia Palmariana en este momento está reducida a un pequeño número de fieles, está claro que en un futuro no lejano la Iglesia Católica Palmariana extenderá su excelsa doctrina y ejemplarísimo espíritu de amor a la oración y penitencia. En un corto plazo de tiempo, millones de almas conocerán a la Verdadera Iglesia de Cristo, la Santa Iglesia Palmariana. Las almas virtuosas no quedarán fuera de la Verdadera Iglesia por desconocer su existencia, como era el caso hasta ahora. No vamos a decir más, solo que se prepara el apostolado Palmariano para llevar a cabo un triunfo que el mismo Cristo, Hijo de Dios, estará apoyando maravillosamente. Un apostolado que la Santísima Virgen María y San José estarán empujando con el fuego de su amor para la salvación de las almas.

A Dios y a su Santísima Madre, siempre hay que ofrecerles lo mejor que tenemos. Por eso no escatimamos en el Culto Divino en tener Altares suntuosos con abundancia de flores; pasos hermosos y, en general, todo lo que contribuye a hacer más excelsa la liturgia y el Culto Divino. Es la muestra visible de nuestro agradecimiento al Creador. Especialmente recordamos allí a Cristo y a su Santísima Madre, la Virgen María por los terribles sufrimientos que pasaron en el Calvario para lograr nuestra redención, salvar nuestras almas y abrirnos las puertas del Cielo.

Pero la Iglesia Palmariana, por otra parte, es también madre de los pobres. Cuida de forma especial a sus propios fieles necesitados y enfermos. Presta ayuda a los que necesitan refugiarse de lugares peligrosos para sobrevivir. Nuestros misioneros no dudan en practicar la generosidad con los pobres. Hay algunos incluso que consiguen dinero de fieles con más recursos para repartirlo a los pobres. Esto da inmensa satisfacción al misionero. Pero también es consciente de que pedir no es fácil, pues nunca sabe qué respuesta puede recibir. Por eso los que tienen más y quieren repartir cristianamente con los más necesitados y «hacerse así tesoros en el Cielo», en realidad no deberían esperar a que el misionero pasara por el trance de pedir, sino ofrecerles lo que deseen para que los misioneros lo puedan repartir entre los fieles más necesitados. La Iglesia Palmariana es aún pequeña, y en su mayoría, tiene muchos más fieles con menos poder adquisitivo. Por eso, de momento solo podemos ayudar a nuestros fieles. Es imposible organizar algo, por falta de posibilidades, para una distribución en obras caritativas para el resto del mundo. Pero si el Señor algún día nos facilita los medios para ello, no dudaríamos en llevarla a cabo.

A veces nos mandan mensajes insultantes, pero también recibimos mensajes gratificantes, demostrando que Dios está en todas partes inspirando a los hombres a apreciar lo espiritual. En la Santa Iglesia Palmariana vivimos la espiritualidad cristiana de una manera muy devota. Es nuestro deseo vivir nuestra fe imitando a muchos santos importantes en la historia de la Iglesia. A San Pío de Pietrelcina, le tenemos gran devoción por su gran amor a la Santa Misa y a la Pasión de Cristo. San Gregorio XVII, Magnísimo, es el excelso místico de la Pasión Espiritual de la Santísima Virgen María. Gran parte de nuestra Doctrina Mariana proviene de las grandes místicas de la Iglesia, como es el caso de Santa María de Jesús de Ágreda que escribió libros de revelación místicas importantes. Igualmente, Santa Ana Catalina Emmerick, gran mística de la Pasión del Señor. Sin embargo, fue el Papa, San Gregorio XVII, Magnísimo, quien recogió las verdades de estos místicos y los colocó en la Santa Biblia Palmariana. La Biblia Palmariana es la palabra de Dios, es doctrina infalible palabra por palabra. En la Santa Biblia Palmariana no existe la contradicción. Es una lectura agradable que lleva a las almas a conocer a Dios. Los errores que están en las otras biblias han dado la facilidad a los protestantes a propagar sus errores a una multitud de personas. A ellos no se puede hablar de la Biblia verdadera porque piensan que lo saben todo, que solo es como ellos lo interpretan. Por eso, San Gregorio XVII, Magnísimo, mandó quemar todas las Biblias no palmarianas para que solamente quedara para los fieles de la Verdadera Iglesia, la Biblia Palmariana, fruto de una gran labor de los Santos Concilios Palmarianos.

Agradeceríamos a los que son devotos de la Santísima Virgen María de mirar este vídeo de Nuestra Madre del Palmar Coronada y enviarlo a todos las personas que conocen.

https://youtu.be/3YwJ883OW2g

Nuestra Madre del Palmar Coronada es la obradora de grandes milagros. Los que padecen necesidades penosas, por muy horrorosas que sean sus enfermedades y tribulaciones, que no duden en acudir a esta Excelsa Señora bajo el dulce título de Nuestra Madre del Palmar Coronada, ya que éste es el título que a Ella más le agrada. Le agrada más por el amor, honor y veneración que recibe de sus hijos fieles de la Iglesia, Una, Santa, Católica, Apostólica y Palmariana.